C/Mayor 6, 3, 28013 Madrid

915 32 72 60 / 915 21 53 20

Prepara tu sonrisa para el verano con Odontal

Para muchos, el verano supone una puesta a punto. Si te cuidas y esfuerzas por llegar a la época estival con un cuerpo más sano y bonito, ¿por qué no hacer lo mismo con tu boca?

La estética dental es una especialidad de la odontología que, además de trabajar la armonía de la boca y mejorar su aspecto, ayuda a solucionar problemas relacionados con la salud bucal como fracturas dentales o la separación entre los dientes. Para estos casos, la ortodoncia invisible es lo más recomendable, un tratamiento que permite enderezar y arreglar los dientes sin necesidad de “cubrir” tu boca de hierros poco estéticos. En este tratamiento, los aligners o alineadores son prácticamente invisibles, como su propio nombre indica, y están fabricados la medida del diente de cada paciente para mayor comodidad.

Otro de los problemas que más pacientes sufren en su boca durante el verano relacionados con estética dental son los dientes amarillos o las manchas dentales. Los refrescos azucarados y la temperatura a las que los consumes, pueden ser un factor para este tipo de problemas, ya que erosionan el esmalte, pueden provocar caries y dejan los dientes más porosos, contribuyendo a que aparezcan más manchas.

Para este tipo de enfermedad, existen diversas soluciones que permiten devolver el blanco natural y la salud al diente. El blanqueamiento dental es uno de los más demandados y además, también contribuye a la buena salud y asepsia de la dentadura. La otra solución son las carillas dentales, un tratamiento que además de blanquear, permiten dar forma al diente si éste estuviera fracturado o desalineado con los demás.

Si estás interesado en blanquear tus dientes y mejorar la salud de tu boca, en Odontal te ofrecemos una oferta única para conseguir lucir una sonrisa en verano consistente en blanqueamiento y limpieza dental por solo 150€. La mejor forma de lucir sonrisa este verano.

¡Y recuerda! Lo más importante de cara al verano es no olvidarse que una boca sana y bonita conlleva un mantenimiento y una constancia en su cuidado. Por eso, aunque sea época de vacaciones y “excesos”, tu kit de higiene bucal siempre debe ir en la maleta vayas donde vayas.